Blogia
pan y cine y el santo

Santo en el Museo de Cera


Una periodista visita el Museo de Cera del malvado doctor Karol.
En una breve secuencia antes de los créditos, un hombre que camina por la calle es aporreado y secuestrado. Al día siguiente, una pareja contrata un tour al Museo de Cera del doctor Karol. El propietario muestra sus muñecos de Gary Cooper en High Noon, Mahatma Gandhi, Josef Stalin, Pancho Villa, etc. Entonces lleva a los turistas al subterráneo, donde están las figuras de Mr. Hyde, el monstruo de Frankestein, un hombre lobo, el Fantasma de la Ópera, Quasimodo, etc. (Algunas de estas figuras son maniquíes, mientras otras son claramente actores haciendo lo que pueden para no moverse cuando los enfoca la cámara). Uno de los visitantes es Susana, fotógrafa de una revista y que prepara un reportaje sobre el museo. Ella le dice a Karol que volverá para sacar más fotografías -el texto será escrito por Ricardo, el novio de su hermana Gloria.
Más tarde, el doctor Karol se encuentra jugando a las cartas con su amigo el profesor Galván en el laboratorio de este. Galván se hace un tiempo para hablar con el Santo a través de un inmensa pantalla de televisión. Santo acaba de resolver un caso de asesinato. Galván le cuenta a Karol que el Santo es un "hombre extraño y bueno".
A la mañana siguiente, Susana explora el obscuro museo, sola. Es sorprendida por Karol. El director del museo le dice que ha hecho un montón de investigación para preparar sus creaciones de cera: quiere algún día hacer a una Mujer Pantera. Karol se ofrece para mostrarle a Susana su laboratorio, pero ella se pone nerviosa y se va. Sin embargo, cuando se dirige a casa, el matón de Karol la agarra.
Dos viejas damas encuentran su cámara fotográfica en un sendero del parque y lo llevan a Ricardo y Gloria. Están alarmados y contactan con la policía. Otras personas que han visitado recientemente el museo también han desaparecido en los últimos días, de modo que la policía visita a Karol. Niega saber algo de los secuestros y dice que Susana se fue un poco antes.
Karol visita a Galván y le pide ayuda de Santo, alegando que ha sido acusado falsamente de los asesinatos. Sin embargo, en ese momento Santo está luchando con Cavernario Galindo. Más tarde, el Santo pasa por el museo para hablar con Karol. Repentinamente, un hombre arroja un cuchillo, que casi da en el director del museo. Santo lo persigue (Fernando Osés) afuera y sostienen un match largo y atlético. Karol está mirando y observa todo sin ninguna emoción particular. Finalmente, el asesino huye. Karol le dice al Santo que no lo había reconocido.
Santo va a por la cámara de Susana, esperando que las fotos que hay en su interior le entreguen alguna clave. Ricardo le dice que él sospecha que Karol es falso: el verdadero Karol es un médico cirujano europeo que pasó un tiempo en un campo de concentración nazi durante la Segunda Guerra Mundial, viajó luego a Inglaterra y fue seriamente herido en un accidente de laboratorio. El Santo no está seguro. Más tarde, al encontrar a Galván y al Santo, Karol dice que lo persiguen desde la época de la guerra: incluso la explosión en el laboratorio fue un sabotaje. Karol les muestra las cicatrices de su pecho (también sus manos están quemadas), señalando que fue suerte que no se quemara la cara. También le entrega al Santo una carta con amenazas que ha recibido.
Más tarde, el Santo trata de encontrar a Galván, pero el viejo científico no está en casa. Karol dice que Galván no se apareció para acompañarle a una charla. Mientras el Santo va a la arena a pelear con un rival con una máscara de tigre, Karol va su subterráneo y entra al laboratorio a través de una puerta secreta. Galván está ahí: Karol le dice que el Santo está muy cerca, así que Karol va a acusar a Galván de los crímenes. Su ayudante apuñala al viejo y echa su cuerpo en un depósito de cera hirviendo. Entonces entran a Susana, inconsciente. Karol quiere transformarla en la Mujer Pantera. Algunos de sus monstruos están en realidad vivos, mantenidos en un estado de animación suspendida gracias a repetidas inyecciones. Más tarde, cuando Susana recupera la conciencia, la dice que él odia la belleza y le gusta crear monstruos.
Santo tiene sospechas y pide a la policía que registre el lugar y cierre el museo de cera. Pero no encuentran nada y Karol está claramente irritado por este desarrollo. Espía al Santo usando el control remoto de Galván, y oye a Ricardo decirle al Santo que Karol -basándose en una foto que ha encontrado- no ha envejecido nada desde 1946. Santo tiene que hacer una pausa para pelear con Benny Galán, pero vuelve pronto al caso. Observa que fotos de las figuras de cera tomadas por Susana en diferentes tiempos revelan diferentes poses. Entran dos de los matones de Karol y tratan de matar al Santo. La pelea continúa afuera y uno de los hombres le arroja un cuchillo que se clava en su espalda. Los asesinos huyen cuando aparece la policía. El Santo, dándose cuenta de que Karol está usando la televisión de Galván para espiarlo, se hace el muerto.
Gloria y Ricardo son secuestrados y llevados al laboratorio. Karol les cuenta la historia a medida que se prepara para recubrir a Susana con un compuesto de cera especial (en la versión doblada Karol dice, primero, que ha estado en Auschwitz, pero aquí dice que fue Dachau): le torturaron tanto que "una noche pensé que mis penas se iban a desintegrar". La cera derretida se esparce por una larga serie de tubos hasta llegar a Susana, pero Santo entra por una ventana y empuja la recientemente el museo también han desaparecido en los últimos días, de modo que la policía visita a Karol. Niega saber algo de los secuestros y dice que Susana se fue un poco antes.
Karol visita a Galván y le pide ayuda de Santo, alegando que ha sido acusado falsamente de los asesinatos. Sin embargo, en ese momento Santo está luchando con Cavernario Galindo. Más tarde, el Santo pasa por el museo para hablar con Karol. Repentinamente, un hombre arroja un cuchillo, que casi da en el director del museo. Santo lo persigue (Fernando Osés) afuera y sostienen un match largo y atlético. Karol está mirando y observa todo sin ninguna emoción particular. Finalmente, el asesino huye. Karol le dice al Santo que no lo había reconocido.
Santo va a por la cámara de Susana, esperando que las fotos que hay en su interior le entreguen alguna clave. Ricardo le dice que él sospecha que Karol es una farsa: el verdadero Karol es un médico cirujano europeo que pasó un tiempo en un campo de concentración nazi durante la Segunda Guerra Mundial, viajó luego a Inglaterra y fue seriamente herido en un accidente de laboratorio. El Santo no está seguro. Más tarde, al encontrar a Galván y al Santo, Karol dice que lo persiguen desde la época de la guerra: incluso la explosión en el laboratorio fue un sabotaje. Karol les muestra las cicatrices de su pecho (también sus manos están quemadas), señalando que fue suerte que no se quemara la cara. También le entrega al Santo una carta con amenazas que ha recibido.
Más tarde, el Santo trata de encontrar a Galván, pero el viejo científico no está en casa. Karol dice que Galván no se apareció para acompañarle a una charla. Mientras el Santo va a la arena a pelear con un rival con una máscara de tigre, Karol va su subterráneo y entra al laboratorio a través de una puerta secreta. Galván está ahí: Karol le dice que el Santo está muy cerca, así que Karol va a acusar a Galván de los crímenes. Su ayudante apuñala al viejo y echa su cuerpo en un depósito de cera hirviendo. Entonces entran a Susana, inconsciente. Karol quiere transformarla en la Mujer Pantera. Algunos de sus monstruos están en realidad vivos, mantenidos en un estado de animación suspendida gracias a repetidas inyecciones. Más tarde, cuando Susana recupera la conciencia, la dice que él odia la belleza y le gusta crear monstruos.
Santo tiene sospechas y pide a la policía que registre el lugar y cierre el museo de cera. Pero no encuentran nada y Karol está claramente irritado por este desarrollo. Espía al Santo usando el control remoto de Galván, y oye a Ricardo decirle al Santo que Karol -basándose en una foto que ha encontrado- no ha envejecido nada desde 1946. Santo tiene que hacer una pausa para pelear con Benny Galán, pero vuelve pronto al caso. Observa que fotos de las figuras de cera tomadas por Susana en diferentes tiempos revelan diferentes poses. Entran dos de los matones de Karol y tratan de matar al Santo. La pelea continúa afuera y uno de los hombres le arroja un cuchillo que se clava en su espalda. Los asesinos huyen cuando aparece la policía. El Santo, dándose cuenta de que Karol está usando la televisión de Galván para espiarlo, se hace el muerto.
Gloria y Ricardo son secuestrados y llevados al laboratorio. Karol les cuenta la historia a medida que se prepara para recubrir a Susana con un compuesto de cera especial (en la versión doblada Karol dice, primero, que ha estado en Auschwitz, pero aquí dice que fue Dachau): le torturaron tanto que "una noche pensé que mis penas se iban a desintegrar". La cera derretida se esparce por una larga serie de tubos hasta llegar a Susana, pero Santo entra por una ventana y empuja la mesa, salvándola. Pelea contra los dos matones humanos de Karol, empujando a uno (Osés) en el tanque de cera derretida y al otro (Frankestein) contra un enrejado eléctrico, que lo ilumina todo muy bien. En la galería los monstruos que Karol ha creado empiezan a moverse. Con un látigo, Karol lo anima a matar al Santo, pero el hombre de la máscara de plata salta a una cornisa que no pueden alcanzar, así que ellos se vuelven hacia Karol y lo matan. Persiguen al Santo hasta el laboratorio, pero él derrama todo el tanque de cera derretida sobre ellos (hay cuatro monstruos y ninguno de ellos es famoso, aunque una de las figuras es una especie de hombre lobo, y son lentos y torpes).
Cuando llega la policía, el Santo parte en su coche deportivo, con el trabajo hecho.

Director Alfonso Corona Blake Guión Fernando Galiana, Julio Porter Santo (él mismo; ‘Samson'), Claudio Brook (Dr. Karol), Rubén Rojo (Ricardo; ‘Charles Humphrey', Norma Mora (Gloria), Roxana Bellini (Susana; ‘Susan Madison'), José Luis Jiménez (Prof. Armando Galván), Víctor Velázquez (detective), Fernando Osés (matón), Jorge Mondragón (inspector de policía), Nothanael León Moreno ‘Frankestein' (matón), Concepción Martínez, Cesáreo Cruz, Salvador Castro, Juan Garza, Mario Texas, Benny Galan (tercer rival), Victorio Blanco (empleado del museo), Vicente Lara ‘Cacama' (hombre lobo), ‘Picoro' (anunciador), Cavernario Galindo (kuchador; ‘Joe, el Hombre de las Cavernas').

©dwilt

©traducción mQh
©ciudadela 59, julio 2003
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

::::::::::::: -

donde estan las fotos???
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres