Blogia
pan y cine y el santo

Murió Irwin Rosten


Director de documentales. Escribió, dirigió y produjo la revolucionaria película de National Geographic en 1975, ‘The Incredible Machine’, una mirada al interior del cuerpo humano. Ganó un Emmy por un documental sobre el cerebro.
[Valerie J. Nelson] Murió Irwin Rosten, galardonado documentalista que es quizás mejor conocido por ‘Cuerpo humano: máquina increíble’ [The Incredible Machine], que en 1975 llevó a los espectadores a un revolucionario viaje por el interior del cuerpo humano. Tenía 85 años.
Rosten murió el 23 de mayo, en casa, después de una breve enfermedad, dijo su familia.
Fue el guionista, director y productor de ‘Cuerpo humano: máquina increíble’, un temprano documental de National Geographic que tuvo un "impacto extraordinario", dijo Nicolas Noxon, un documentalista que fue durante largo tiempo socio comercial de Rosten.
"Fue muy, muy popular, y como que abrió los ojos de la gente sobre lo que se podía hacer con un documental", dijo Noxon. "Fue revolucionario en su época".
Investigadores médicos han estado buscando vías de entrada para hacer fotografías dentro del cuerpo humano -como introducir cámaras en el aparato digestivo o haciendo microfotografías de la sangre-, pero Rosten fue quizás el primero en "recabar todos los datos y ensamblarlos" para el público, dijo Noxon.
Hasta 1982, ‘Cuerpo humano: máquina increíble’ fue el programa de mayor sintonía en la historia del Public Broadcasting Service.
Fue nominado a un Oscar, la segunda de las nominaciones que recibió Rosten. ‘The Wolf Man’, un documental de 1969 que produjo sobre la caza de lobos grises en América del Norte, también fue nominado.
Rosten llegaría a crear programas como ‘Mysteries of the Mind’, documental sobre el cerebro humano galardonado con un Emmy, y ‘Elephant’, uno de los numerosos proyectos con animales.
La creciente popularidad del documental a principio de los años sesenta "fue simplemente que la televisión se puso a la altura del público", dijo Rosten al Times en 1963, cuando mencionaba la popularidad de revistas y libros documentales.
En los sesenta, Rosten trabajó para David L. Wolper, un importante productor de documentales independiente, e hizo varios especiales para National Geographic, entre ellos uno sobre Jacques Cousteau y otro sobre el oso pardo.
Cuando ‘Grizzly’ fue nominado a un Emmy, amigos y colegas de Rosten colocaron un anuncio en ‘Variety’ que su familia dijo que incluía este descargo: "Este espacio fue pagado por los admiradores de Irwin Rosten, un hombre modesto en el que no se puede confiar que se alabe a sí mismo".

Nació en Brooklyn en 1924, hijo de inmigrantes de Rusia y Polonia que poseían una droguería.
Después de trabajar para la DuMont Network en Nueva York, Rosten se mudó en 1954 a Los Ángeles y se unió a KNXT, una filial de CBS. Uno de sus proyectos más reputados fue ‘Thou Shalt Not Kill’, un documental de 1958 sobre la pena de muerte.
En 1959, Cecil Smith, del Times, describió a Rosten como un "joven con magia en su pluma".
Dos años después se mudó al Canal 5 de KTLA-TV para convertirse en guionista y productor de documentales y programas especiales. Uno de sus últimos documentales para la estación fue ‘Split Image’, de 1963, sobre el circuito cerrado de televisión operado por los pacientes del Hospital General Camarillo.
Cuando trabajaba para Wolper, Rosten conoció a Noxon, y el par finalmente se incorporó a MGM y montaron una unidad de documentales para el estudio. Su primera producción fue un documental sobre Clark Gable, en 1968.
Ya en 1963, el Times se refería a Rosten y Noxon como "uno de los jóvenes equipos más interesantes de documentalistas".
Rosten era conocido por dirigir a otros y era un formidable cocinero -su especialidad era la comida china, dijo su hijo Peter, un antiguo productor de cine y televisión.
El viejo Rosten viajaba por el mundo a la búsqueda de sus temas -fue a Japón para filmar partes de los especiales ‘Gold’, de National Geographic en 1970, o a Rusia, para rodar ‘The Volga’, sobre el principal río europeo.
Como es a menudo el caso, Rosten volvió con una historia que lo divertía. Una agencia noticiosa oficial soviética propuso un pulseo para decidir si el equipo de rodaje sería soviético o estadounidense. El más robusto colega de Rosten en el National Geographic aceptó el reto, pero este terminó en empate. Se utilizaron los equipos de los dos países.
Además de su hijo Peter, de Darby, Montana, le sobreviven su esposa durante veintitrés años, Marylin Ryan.

12 de junio de 2010
30 de mayo de 2010
©los angeles times 
cc traducción mQh




¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres