Blogia
pan y cine y el santo

Murió Pat Hingle


Veterano actor mejor conocido por su papel en ‘Batman’. A los 84. Hingle era un importante actor secundario de televisión, cine y teatro. No era un actor muy conocido, pero su ancha cara en la pantalla se convirtió en una imagen familiar.
[Jon Thurber] Murió Pat Hingle, el veterano actor con más de medio siglo de impresionante trabajo en teatro, cine y televisión que era quizás mejor conocido para una generación de cinéfilos como el comisario James Gordon en las primera cuatro películas de ‘Batman’. Tenía 84 años.
Hingle murió el sábado noche en su casa en Carolina Beach, en Carolina del Norte, debido a una mielodisplasia, un tipo de cáncer a la sangre, según informó Lynn Heritage, un primo que actuó como portavoz de la familia.
No era un nombre muy conocido, pero su sólida, ancha y abatida cara en la pantalla se convirtió en una imagen familiar. En el cine trabajó con estrellas como Clint Eastwood y los Teleñecos. Fue el padre de Sally Field en ‘Norma Rae’ y de Warren Beatty en ‘Esplendor en la hierba’ [Splendor in the Grass]. Fue el bartendero que aguijonea a Marlon Brando sobre su antiguo estilo de pelea en ‘Nido de ratas’ [On the Waterfront; La ley del silencio] y fue el capo criminal sádico que aterrorizó a Anjelica Huston con una bolsa de naranjas en ‘Los timadores’ [The Grifters].
Hingle tuvo una ilustre carrera en Broadway y estuvo en los repartos originales de algunas de las grandes piezas del teatro estadounidense, entre ellas en ‘La gata sobre el tejado de zinc’ [Cat on a Hot Tin Roof], ‘En la escalera oscura’ [The Dark at the Top of the Stairs] y ‘J.B.’
James Morrison, el actor que es mejor conocido por su papel como Bill Buchanan en la serie de televisión ‘24’, era amigo de Hingle y trabajó con él en la producción de ‘La gata sobre el tejado de zinc’ de 1983, en el Mark Taper Forum de Los Angeles.
"Sólo unos pocos elegidos tuvieron la producción que tuvo él", dijo Morrison al Times el domingo. "La razón por la que se destaca es que tenía la humildad y soltura que hacían que la actuación pareciera fácil".

Hingle nació en Miami como Martin Patterson Hingle el 19 de julio de 1924. Llevaba un semestre en la Universidad de Texas cuando estalló la Segunda Guerra Mundial. Después de la guerra, volvió a la universidad, pero cambió de carrera después de observar que cada chica guapa que veía se inscribía en el departamento de teatro.
Durante los siguientes tres años, actuó en 35 representaciones y se sentía más cómodo en el teatro que en cualquier otra cosa.
Dijo que dos actores eran responsables de su decisión de convertirse en un actor profesional.
"Entonces Gary Cooper y Clark Gable eran muy famosos, pero no me atraían", dijo al Washington Post hace algunos años. "Pero en apenas tres semanas vi a Walter Huston (el abuelo de Anjelica Huston) y a Hume Cronyn en cerca de diez películas y me di cuenta de que era posible actuar en una amplia variedad de papeles que no tenían ninguna conexión entre sí; no los habían colocado en ninguna casilla... Me di cuenta de que era posible".
Después de graduarse en 1949, Hingle se mudó a Nueva York y estudió actuación con Uta Hagen en los Herbert Berghof Studios. Más tarde fue aceptado en el prestigioso Actors Studio.
Su oportunidad llegó en 1955 cuando Elia Kazan, uno de los fundadores del Actors Studio, lo contrató como el hijo intrigante Gooper en la producción original de Broadway de ‘La gata sobre el tejado de zinc’, de Tennessee Williams.
Dos años después, Kazan lo puso en el reparto de ‘En la escalera oscura’, de William Inge, que se convirtió en un importante éxito en Broadway y le reportó una nominación a un Premio Tony. Al año siguiente, Kazan nuevamente le consiguió un papel como el personaje del título de ‘J.B.’, la pieza de Archibald MacLeish sobre la vida de Job que obtuvo tanto un premio Tony como el Pulitzer en 1958. Hingle también actuó en ‘El precio’ [The Price], de Arthur Miller, en 1958.
Recibió entusiastas comentarios por ‘J.B.’ y le ofrecieron el rol protagónico en la película ‘El fuego y la palabra’ [Elmer Gantry], pero entonces lo golpeó la tragedia. Cuando la pieza llevaba varias semanas, Hingle quedó atrapado en un ascensor estropeado en su edificio de departamentos. Perdió el equilibrio cuando trataba de arrastrarse fuera y cayó dieciséis metros por hueco del ascensor. Sufrió graves lesiones, incluyendo fracturas en el cráneo, cadera, muñeca y piernas y de varias costillas. También perdió el dedo meñique de su mano izquierda.
Hingle pasó gran parte del año siguiente reaprendiendo a caminar, y el papel de Gentry lo tomó Burt Lancaster.
"Sé que si hubiese hecho Elmer Gantry, habría sido algo más parecido a un actor de cine. Pero estoy seguro que no habría tenido tantos papeles", contó más tarde al New York Times. "He tenido exactamente el tipo de carrera que quería".
Durante los siguientes cincuenta años, Hingle se montó una carrera como actor secundario de cine, televisión y teatro. En la televisión apareció en ‘Dimensión desconocida’ [Twilight Zone], ‘Los intocables’ [The Untouchables], ‘Ruta 66’ [Route 66], ‘La ley del revólver’ [Gunsmoke], ‘El fugitivo’ [The Fugitive], ‘Misión imposible’ [Mission Impossible] y ‘Hallmark Hall of Fame’. En televisión representó a J. Edgar Hoover, al ex presidente de la Cámara Baja, Sam Rayburn, al Coronel Tom Parker (el representante de Elvis Presley] y, en la miniserie ‘Guerra y remenbranzas’ [War and Remembrance; Recuerdos de guerra], al Almirante William F. ‘Bull’ Halsey.
En la gran pantalla, sus películas incluyen ‘Cuélgalos bien alto’ [Hang ’Em High], ‘Impacto súbito’ [Sudden Impact] y ‘Ruta suicida’ [The Gauntlet], con Eastwood, así como ‘Teleñecos en el espacio’ [Muppets From Space]. Él y Michael Gough, que representaba a Alfred Pennyworth, fueron los dos únicos actores en aparecer en las primeras cuatro películas de ‘Batman’.
Al final, Hingle prefería el teatro.
"El escenario es el medio de los actores", dijo al Times hace unos años. "Cuando se alzan las cortinas, ves en acción a esos locos actores. La historia la cuentan ellos. El director se puede arrancar los cabellos entre bastidores, y el productor y el dramaturgo pueden llorar y consolarse juntos. Pero nada importa a esos actores galopantes".
Su amigo Morrison lo recordó el domingo como alguien que "sabía escuchar".
"Los grandes actores poseen ese don y él me lo enseñó... Eras la cosa más importante cuando trabajabas frente a él. Estaba presente, allá mismo, en su vida y en su obra. Es el hombre más auténtico que he conocido".
Le sobreviven su esposa durante veintinueve años, Julia; cinco hijos; once nietos; y dos hermanas.

17 de enero de 2009
5 de enero de 2009
©los angeles times 
[viene de mQh]

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres