Blogia
pan y cine y el santo

Murió Herman Stein


[Dennis McLellan] A los 91 años muere el compositor de películas de horror.
Murió Herman Stein, en los años cincuenta compositor de planta de Universal cuyas piezas mejor conocidas son clásicos del cine de horror y de ciencia ficción, como ‘El monstruo de Laguna Negra' (La mujer y el monstruo) [Creature From the Black Lagoon] y ‘El increíble hombre menguante' [The Incredible Shrinking Man]. Tenía 91 años.
Stein murió el 15 de marzo debido a una insuficiencia cardíaca congestiva en su casa en Los Angeles, declaró David Schecter, productor de discos e historiador de la música de cine que es el albacea de Stein.
En los años treinta y cuarenta, Stein, nacido en Filadelfia, había escrito y compuesto para programas de radio y orquestas de jazz, incluyendo a Count Basie, Bob Crosby y Fred Waring, antes de convertirse en compositor de planta de Universal en 1951.
Empezando con su primer encargo de composición -para la comedia ‘Here Come the Nelsons', de Ozzie y Harriet Nelson-, Stein escribió partituras para todo tipo de género fílmico, incluyendo un western de Audie Murphy, una comedia de Abbott y Costello y un drama de Barbara Stanwyck. También escribió música para Ma y Pa Kettle y la serie de películas de Francis la mula [Francis the Talking Mule].
Pero para los fanáticos de las películas de ciencia ficción y horror, las piezas mejor conocidas de Stein son ‘El monstruo de Laguna Negra', ‘El increíble hombre menguante', ‘Llegaron del infierno' (Llegaron de otro mundo) [It Came From Outer Space], ‘Regreso a la Tierra' [This Island Earth] y ‘Tarántula'.
"Contribuyó a definir el sonido de las películas de monstruos de esa época", dijo Schecter, cuya discográfica independiente, Monstrous Movie Music, incluye grabaciones de algunas piezas clásicas de música de monstruos de Stein en cuatro cedés.
"‘Regreso a la Tierra' es uno de las partituras clásicas de la ciencia ficción", dijo Schecter. "Se sitúa al mismo nivel que ‘El día que la Tierra se detuvo' [The Day the Earth Stood Still], de Bernard Herrmann, y ‘El enigma de otro mundo' (La cosa de otro mundo) [The Thing From Another World], de Dimitri Tiomkin. Es igual de inventiva, si no más, pero nadie sabía quién la había escrito".
Stein, dijo, "era un compositor terriblemente talentoso, pero hizo su trabajo en relativa oscuridad".
A diferencia de otros conocidos compositores de cine, como Herrmann y Max Steiner, Stein recibió rara vez los créditos por sus piezas durante sus años en Universal, donde era a menudo uno de varios compositores asignados a una película y los créditos eran otorgados usualmente al supervisor musical antes que a los compositores.
En ‘Tierras lejanas' [The Far Country], la película de vaqueros del director Anthony Mann de 1954, con James Stewart, por ejemplo, Stein fue uno de los cuatro compositores, entre ellos Henry Mancini, que escribió música original no reconocida para la película.
Tras abandonar Universal en 1958, Stein trabajó independientemente como compositor de música para películas, entre ellas ‘El intruso' [The Intruder], el drama sobre racismo, del director Roger Corman, de 1962, con William Shatner.
En total, Stein escribió música para cerca de doscientas películas y cortometrajes, dijo Schecter. También compuso para comerciales, dibujos animados y televisión, incluyendo ‘Humo de revólver' [Gunsmoke], ‘Ballinger de Chicago' [M Squad], ‘Wagon Train', ‘Perdidos en el espacio' [Lost in Space] y ‘Viaje al fondo del mar' [Voyage to the Bottom of the Sea].
Cuando Schecter empezó su proyecto de Música de Películas de Monstruos en 1994, creía que Stein había muerto. De hecho, dijo, a principio de los años noventa una revista de espectáculos había publicado erróneamente un obituario de Stein.
"Empecé a llamar a todos los Stein de Los Angeles para ver si encontraba a algún familiar", recordó Schecter. "Quería saber dónde estaba su archivo musical, para ver si podíamos grabar algunas de sus partituras".
Un día después de semanas de dejar mensajes en innumerables máquinas contestadoras, dijo Schecter, "mi esposa entró a mi oficina y estaba literalmente pálida. Me dijo: ‘Te está llamado el tipo muerto'".
Era Stein.
Lo primero que le dijo Stein, recordó Schecter, fue: "Los informes sobre mi muerte han sido terriblemente exagerados". Después le dijo: "¿Para qué me estaba llamando?"
"Cuando le dije que quería grabar sus partituras para películas de monstruos, me dijo: ‘¿Para qué quieres grabar eso? ¿Por qué no te dedicas a grabar buena música?' Quería decir música de películas de vaqueros y dramas y ese tipo de películas porque en los años cincuenta esas eran cosas prestigiosas".
Schecter dijo que cuando le mencionó ‘El monstruo de Laguna Negra', Stein le dijo: "Oh, no puedo creer que alguien se acuerde de esa película".
"No tenía ni idea que esas películas se encuentran en video, que le interesaban a la gente y que todos sabían quién era él", dijo Schecter.
Nacido el 19 de agosto de 1915, a los tres años y medio Stein ya estaba tocando el piano. Ofreció su primer recital público a los seis y más tarde actuó en restaurantes y bares. Tras aprender instrumentación leyendo partituras en la biblioteca, se convirtió en un compositor profesional a los quince. Después de su período en el ejército durante la Segunda Guerra Mundial, se mudó a Los Angeles en 1948.
Steine estaba todavía minimizando sus primeras piezas para cine en una entrevista de 2000 con el Philadelphia Inquirer, en la que sostuvo que no era más que un artesano y que "Universal era una fábrica".
"Todavía tengo sueños de que no termino antes del cierre", dijo.
Cuando se le preguntó que mencionara una película de la que se sintiera orgulloso, lo pensó un rato y finalmente ofreció una respuesta.
"Tengo una persecución de seis minutos en ‘Girls in the Night', un drama policial de 1953, dijo. "No es una película B, es una película Z. Era una persecución y yo quería mantener ese suspense hasta el final. Fue un trabajo muy gratificante.
"Me sentía orgulloso de eso".
La mujer de Stein, Anita, que tocó viola en la Filarmónica de Los Angeles durante muchos años, murió en 2001. No deja familiares.

dennis.mclellan@latimes.com

28 de marzo de 2007
25 de marzo de 2007
©los angeles times
©[viene de mQh ]


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Budokan -

Una verdadera pena, casi ya no quedan esos personajes que hicieron maravillas en el clásico.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres